Crónicas Literarias

Reseña: Rashomon y Otros Relatos Históricos, de Akutagawa Ryūnosuke


Los textos de esta edición están directamente traducidos del japonés. El que más puede sonaros es Rashomon, de este corto se basó la célebre película de Akira Kurosawa. Otros de los relatos en cambio han permanecido hasta ahora inéditos en castellano como son El destino, El bonzo Shunkan, Una vida consagrada la literatura sagrada, Los ladrones y Extracto de la tierra yerma. Algunos de ellos están inspirados en acontecimientos del Konjaku Monogatarishū (Antología de Cuentos del Pasado), una colección japonesa de más de mil cuentos escritos durante el último Periodo Heian (794-1185).

El libro comienza en el que para mí es el cuento más siniestro, Rashomon. Deciros que Rashomon no es el nombre del protagonista, el relato toma su título de la Puerta de Rashōmon, la más grande de las dos puertas de la ciudad japonesa de Kioto, durante la Era Heian. Su historia es estremecedora. Sabremos de un sirviente que al ser despedido de la casa donde servía, se encuentra debajo de una puerta en ruinas. Entre el sonido de la lluvia valorará el llevar una vida honesta u optar por ser un ladrón. Una extraña circunstancia lo lleva a su elección. ¿Se puede justificar el robo si con él se sobrevive? Cadáveres, pelos de muerta, la ruina humana que escondemos en nuestro interior sale a la luz cuando sólo miramos por nosotros mismos.

Akutagawa es un autor que une generaciones y personas. Su escritura lenta y poética narra con delicadeza, llegando a una conexión a nivel individual. Él no nos pide nada como lectores, simplemente se dedica a narrar sus tramas. Es nuestra humanidad la que resuena en sus palabras con tanta fuerza que llega a unir a personajes vulnerables y atormentados con su propia persona. Cuenta unas historias difíciles con maestría. Nos lleva de vuelta al Japón del siglo XII, un país devastado, explorando una tierra y un pueblo acosado por toda clase de calamidades. Las guerras, el hambre y el sufrimiento son parte de la vida diaria. Pero en la oscuridad, Akutagawa encuentra la belleza del alma. Debido a su habilidad para diseccionar la psique humana con la precisión de un cirujano, sigue siendo uno de los autores más estimados de todos los tiempos. Prosa brillante, junto a su visión aguda hace que su narrativa sea irresistible. La nariz, es otro maravilloso relato que vais a encontrar en este libro. Tiene un tono muy humorístico, donde un monje de alto rango siente vergüenza de su nariz de dieciséis centímetros. Un cuento del cual dicen impresionó tanto al gran poeta japonés Natsume Sōseki , que le llevaría a escribir una carta al joven Akutagawa: «Si reúnes otros veinte o treinta cuentos como éstos, no habrá nadie en el mundo literario que pueda igualarte».

El escalofriante relato El biombo del infierno, es la historia de un pintor cuyo encargo será pintar un biombo con imágenes del infierno. Leeremos los sacrificios que debe hacer para que su obra se lleve a cabo. Gachas de ñame, es la historia sobre un samurái al que sus compañeros desprecian y humillan, cuya obsesión es comer deliciosas gachas de ñame. Y tras algunas historias más muy atractivas, cierra el libro En la espesura del bosque, uno de sus relatos más conocidos. Donde sabremos la verdad de un crimen donde varios personajes cuentan diferentes versiones (relato que tiene con el primero de este libro, ya que unos hombres comentan este crimen ante la puerta de Rashōmon).

Una maravilla reeditada de un autor capaz de sembrar con cada historia, algo en todo lector que se atreva a leerlo.

¿Por qué?

Nacida del amor a la lectura constante, en Crónicas Literarias – Desde New York, trataremos de dar a conocer al público libros y cómics interesantes que pasan por nuestras manos.