Crónicas Literarias

Reseña: Roy & Al, de Ralf König


Los que vayáis a descubrir la obra de Ralf König con este titulo que recién publica Ediciones La Cúpula, os diré que estáis de enhorabuena, porque (con)tiene todo por lo que merece la pena leer un cómic de este autor. Y puede que os enganchéis. Y puede que cada vez que queráis humor, reíros por que lo necesitáis o queráis sacar algo de vuestra cómicteca para prestar a un amigo…, en definitiva, un cómic que le divierta; os gustará tener la obra de König para sacar uno al azar. Y si la suerte dice que toca leer Roy & Al, tan obvio como que os desternillaréis de risa.

Con este titulo concretamente, por lo menos, vais a encontrar una de las obras más originales de König. Eso sin duda. Donde se presenta también (ya lo conoceréis algunos) escenas de sexo gay. Algo en lo que no soy especialista pero, pocas series de cómic dónde encontrar el tema, ¿no? En cualquier caso, habiendo visto las portadas de otros álbumes de König ya sabréis que es un punto fundamental en su trabajo. Esto me lleva a categorizar sus series en las series de «Sólo para Adultos», y mirad que me gusta poco poner esa etiqueta. Dicho esto, Roy & Al no es un álbum centrado en el sexo.

Es bastante gracioso, sobre todo, si te molan o te partes con ciertas situaciones provocadas por esos seres normalmente pequeñitos que tenemos en casa algunos como son los perretes. Y en este álbum, los dos gays antes mencionados no son los héroes, sino sus perros. Sí, Roy y Al son los perretes que buscan tema en este cómic. La sal de este álbum se debate en las relaciones entre estos dos perros y la visión de ciertos comportamientos (muchos sexuales) por sus amos.

Hay que decir que Al no está realmente contento con los modales de su dueño (es francamente homofóbico), y los comentarios hechos por Al y su nuevo amigo Roy, comentando y criticando la vida de su dueño juegan con la ironía, y en el ambiente homofóbico que imperaba en Francia (me consta) hace unos meses. Pero todo se suma al lado de lo absurdo y lo cómico. Los cuentos, las historias, los sketchs que encontraréis en este volumen son desiguales. No en calidad, sino en variedad. Quiero decir, historias independientes que apenas siguen un mismo argumento. Se puede decir que son “situaciones” y con algunas reirás por mucho que os pueda parecer libidinosas, lascivas u obscenas con el tema que quema.

Al es un perro de pura raza, que acaba de ser adoptado por un homosexual. Horrible para este perro homofóbico.

El nuevo amigo de su amo también tiene perro. Roy, que de alguna forma se convierte en amigo.

Dos perretes comentando, criticando y terminando por imitar los modales de sus amos.

La idea ya da risa.

Categorías

¿Por qué?

Nacida del amor a la lectura constante, en Crónicas Literarias – Desde New York, trataremos de dar a conocer al público libros y cómics interesantes que pasan por nuestras manos.