Crónicas Literarias

Reseña: Invencible. Volumen 1, de Robert Kirkman, Cory Walker, Ryan Ottley y VVAA


Se me había escapado tres o cuatro veces pero estaba seguro que con ECC Ediciones, no me iba a pasar. Las magníficas ediciones que edita siempre en tapa dura y ahora que tienen los derechos de la mayoría de obras de Robert Kirkman; Invencible, NO SE ME IBA A ESCAPAR. Por que además son geniales volúmenes que recopilan bastantes números (trece, al menos, el primero) donde entrar de lleno en una seriaza que lo petó todo desde que salió por primera vez. Así que ideal ponerse ahora para todo aquel que no lo conozca aún. El cómic de superhéroes independiente que ha superado en venta a los de las grandes casas. Miréis donde miréis, os la van a recomendar.

Por mi parte, os cuento: Entré en esta serie, en su día, sin mucha motivación. Solo pensando que me lo pasaría bien porque me gustan bastante las historias de superhéroes, pero con tranquilidad porque si no lo sabéis, en USA los lectores de cómics lanzan las campanas al vuelo con mucha facilidad. Pero ni que decir tiene que fue un sorpresón de lectura, trama en la que entras fácilmente y que incita a coleccionarla. Además, ahora, en formato integral (ya sabéis que mi gusto por las grapas se quedaron en los 80). Una buena edición. Invencible cuenta la historia de un joven héroe que adquiere en pocas páginas súper poderes dignos de Superman. Esto me echó algo para atrás la primera vez, y eso que me encanta el superhéroe más fuerte de todos y su forma de ver el mundo. Pero no sé…, supongo que me decepcionó un poco en ese momento porque pensé que el cómic se iba a demorar mucho más en «el descubrimiento” y pensé que querían hacerlo todo en ese tono. Pero no fue así. También pensé que el joven Invencible y su padre serían los únicos dos superhéroes de la Tierra. De la historia. En cambio, el primer giro es que se trata el tema de tener súper poderes de forma trivial, y los superhéroes se agrupan en pequeños grupos organizado, sin dejar de ser fans de sí mismos. Todo está contado en un tono ligero, con un humor mucho más fino que otro cómic de superhéroe «mainstream» y con un poder de enganche tremendo. El don que hizo famoso al creador del mejor cómic de zombies de la historia.

Cierto es que el dibujo de Cory Walker (Capítulos 1-7) da cierta bajona. Pero esto se tuvo que tener en cuenta entonces y mejora bastante con las ilustraciones de Ryan Ottley (Capítulos 8-13) que vienen después. Invencible es de las pocas series nuevas en formato cómic que todo el mundo os va a recomendar. Aparte, lo que decía, un mundo nuevo donde descubrir que Kirkman es tan increíble con los superhéroes como con los zombies. Aunque, a priori, nos encontramos con una violencia un poco menos fuerte aquí. Mas, mitología superheróica que engancha y que retoma las cuestiones fundamentales (¿con o sin capa?), todo un acierto. Descubrimos a un adolescente que consigue despertar sus poderes. Poderes que le debe a su padre, un extraterrestre como Superman, que protege la Tierra. En resumen, todo parece ya visto pero el salseo se lleva muy bien y el tono sencillote da paso a lo original. Monstruos, aberraciones interestelares, robots desencadenados, chulos y divertidos guiones y muchos giros de tuerca. Y, por supuesto, los buenos y los malos no siempre son lo que piensas. Pero a mí lo que me encanta es la descripción de la evolución de Invencible. Que aunque empieza facilón, rápidamente adopta una descripción más profunda de cómo entender el estado en el que se encuentra. Por otro lado, y sin ser algo malo, la descripción de la vida del padre y su vida familiar la encontré rozando la caricatura. El padre es el prototipo del superhéroe que no tiene mucho tiempo para pensar en otra cosa que no sea dedicar su vida a salvar el mundo. Vive permanentemente a la ligera y apenas tiene tiempo para lo que de verdad importa. ¿Una crítica? La descripción de su relación conyugal está en el límite de la caricatura pura chovinista y si ese es el efecto que el autor quería enfatizar, logra su objetivo.

A lo largo de los números disfrutas, sigues un arco argumental general que se alterna con capítulos más o menos independientes donde Invencible y sus familiares se enfrentan a nuevos peligros o viejos enemigos que regresan a la carga. Intrigas de las que quieres saber más. O tal vez incluso un amigo de toda la vida que se convirtió en némesis. Y no lo sabían. Cómic de mucha soltura que se hace muy llevadero. Un título, uno de esos tomos que siempre quieres llevar bajo el brazo. De los que entretienen.

Categorías

¿Por qué?

Nacida del amor a la lectura constante, en Crónicas Literarias – Desde New York, trataremos de dar a conocer al público libros y cómics interesantes que pasan por nuestras manos.